Tira la cámara este verano.

Medida impopular donde sea, como es normal me sacrificarán vivo a alguno de los dioses de la fotografía. Pero es la realidad, es lo que pienso, y desde un blog independiente es lo que puedo permitirme hacer.

 “Las bicicletas son para el verano”…eso dicen y muchos de los aficionados a la fotografía se acercan al mediamartk de turno para comprar cámaras de iniciación que al finalizar el periodo estival estarán en venta normalmente más caras de lo que costaron (es lo que tienen los foros).

 Una vez más quiero llevar la contraria a la marea que se obstina año tras año en publicar los mismos artículos para hacer mejores fotos en verano. En mi caso es una ocasión perfecta para no hacer nada. Quizás ir a la playa a dormir la siesta mientras bebo cerveza caliente, o descansar debajo de un árbol en La Vera. Es necesario descansar hasta de las aficiones.

 Aquellos que tengan familia deberían de pasar más tiempo con ellas, quizás hasta descubran que son buena gente. No necesitamos estar cada minuto con una cámara pegada al cuello, ni siquiera sacarla de la bolsa. Será el momento perfecto para comprar si acaso alguna compacta media-baja y a correr.

 En los momentos de asueto es cuando normalmente estamos más activos en el ámbito creativo, la fábrica de ideas se pone en marcha y es buen momento para apuntar proyectos a desarrollar.

 Cuando una afición se convierte en una obligación es hora de acabar con ella, y si muestras los síntomas de sobresaturación es la ocasión de huir.

 Muchos no estarán de acuerdo, vamos, lo normal es que nadie esté de acuerdo (menos aquellos que ya estén bregados tras años de práctica). Yo no siento la fotografía en el alma, no vivo para ella y por supuesto no estoy inmerso en una “espiral creativa in final”. Dichos éstos dignos de Paulo Coelho y demás ñoñas azucaradas, para desarrollar la creatividad conviene de vez en cuando un tiempo de descanso.

 No se que pensar cuando alguien me dice que en vacaciones no es capaz de estar sin hacer nada. Yo al contrario, después del tute que llevamos durante el resto del año no pienso en otra cosa que en hacer el vago.

 Lo siento por aquellos que se hayan ofendido, me alegro por los que en éste críptico mensaje han encontrado las claves ocultas, sea como fuere, hoy también estoy satisfecho.

Be first to comment